Apóstrofe o apóstrofo

Tomás Muriel
Tomás Muriel
Filólogo y profesor de español

¿Apóstrofe o apóstrofo? A pesar de ser una confusión muy frecuente, son cosas diferentes. El apóstrofe es una figura retórica, mientras que el apóstrofo es un signo ortográfico ().

Por lo tanto, es incorrecto referirse como apóstrofe al signo, ya que hace referencia a algo no relacionado con la ortografía.

Veamos con más detalle en qué consisten el apóstrofe y el apóstrofo.

Apóstrofe

La apóstrofe es, en literatura, la interrupción del discurso para dirigirse a un destinatario con ímpetu y pasión. Este destinatario puede ser otro personaje, divinidades, elementos naturales o fenómenos meteorológicos.

Como figura retórica, pertenece al grupo de las llamadas figuras patéticas (que tienen como objetivo causar repercusión en el destinatario). Por lo general, el personaje o autor expone sus sentimientos mediante este recurso, por lo que logra una gran expresividad, además de ofrecer giros en la narrativa.

Ejemplos de apóstrofe:

Musa, dime del hábil varón que en su largo extravío,
tras haber arrasado el alcázar sagrado de Troya,
conoció las ciudades y el género de innúmeras gentes.

Homero «Odisea», traducción de José Manuel Pabón (s. VIII a. C.).

Bebe, mi caballo, bebe,
Dios te me libre del mal;
de los vientos de la tierra;
y de las furias del mar.

Anónimo, «Romance del conde Olinos» (s. f., romance tradicional).

Apóstrofo (’)

El apóstrofo es un signo ortográfico que indica que una palabra ha perdido un sonido final cuando la siguiente empieza por vocal. Pertenece a la categoría de signos auxiliares (los utilizados para diferentes funciones).

Este signo, aunque es habitual en otros idiomas, se utiliza muy poco en el español actual. Su uso se limita a las siguientes situaciones:

Para reflejar en la escritura un lenguaje donde elidimos sonidos (recordemos que solo utilizamos la apóstrofe cuando la palabra siguiente empieza por vocal):

  • Se m’acabao el pan.
  • Leonor se fue pa’l monte.
  • Quítate de encima, que m’asfixio.

Para mantenerse fiel a textos en castellano antiguo:

  • «Mucho temió la vieja d’este bravo dezir» (Arcipreste de Hita, Libro de buen amor, s. XIV).
  • «Pues es causa alguna d’ellas» (Pedro de Quiñones, «Canción», s. XV).
  • «El embidia qu’he de vos» (Hernán Mexía, «Otras suyas porque un amigo suyo iva donde su amiga estava», s. XV).

Para mantener la ortografía original de palabras de otros idiomas:

  • Un francés le dijo: «l’argent c’est l’argent».
  • Fuimos a tomar algo al Charle’s.
  • O’Donnell es un apellido irlandés.

Vea también Apóstrofo (’) y Signos de puntuación

Cómo citar: Muriel, Tomás (s.f.). "Apóstrofe o apóstrofo: qué es cada uno y usos con ejemplos". En: Diccionariodedudas.com. Disponible en: https://www.diccionariodedudas.com/apostrofe-o-apostrofo/ Consultado:
Tomás Muriel
Graduado en Lengua y Literatura Españolas por la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED). Es profesor de Español como Lengua Extranjera (ELE) desde el 2018, traductor y escritor.