Etimología de ciencia

La palabra ciencia proviene del latín scientia, y significa ‘conocimiento’ o ‘saber’. Por esto, en español, la palabra ciencia designa todo aquel conocimiento objetivo y verificable, adquirido mediante la observación, el estudio y la práctica, que está constituido por una serie de principios y leyes, y estructurado de manera sistemática para su comprensión.

Así, pues, la ciencia se dedica a estudiar, investigar, interpretar y explicar todos aquellos fenómenos naturales, sociales y artificiales que tienen lugar en el mundo y en el universo.

De este modo, la ciencia abarca variados campos de conocimiento, que van desde las ciencias formales, como la matemática, pasando por las ciencias naturales, entre las cuales están la física, la química o la biología, hasta las ciencias sociales, como la economía, la antropología o la sociología.

Cada uno de los campos científicos, por su parte, desarrolla sus propias teorías en función de la naturaleza de su objeto de estudio y de los métodos científicos particulares desarrollados para crear conocimiento.