Monstruo, Monstro, Mostro o Mounstro

Fabián Coelho
Fabián Coelho
Lingüista

La forma recomendada y más usada actualmente es monstruo. Las grafías monstro o mostro, pese a no ser incorrectas y estar incorporadas al Diccionario de la Real Academia Española, son formas arcaicas y están en franco desuso. Es incorrecta, por su parte, la grafía mounstro.

Un monstruo es un ser fantástico que presenta anomalías y deformidades que se desvían de lo normal. La mitología y la ficción conciben a esta criatura como un ser que puede presentar características tanto humanas como animales, así como facultades sobrenaturales, de allí que produzca espanto.

Por ejemplo:

  • El can Cerbero es un monstruo mitológico temible, con cincuenta cabezas y cola de serpiente.
  • Los monstruos poblaban las pesadillas del pequeño Julián.

Asimismo, también se llama monstruo a una persona o cosa muy fea o desagradable, o a una persona cruel y malvada. Del mismo modo, en sentido figurado, un monstruo puede ser una cosa muy grande o extraordinaria, o una persona con aptitudes o cualidades sobresalientes.

Por ejemplo:

  • Han construido un monstruo de edificio en la ciudad.
  • Pese a gozar del cariño de la gente, el dictador era en realidad un monstruo.
  • El argentino era un monstruo jugando al fútbol.
Cómo citar: Coelho, Fabián (s.f.). "Monstruo, Monstro, Mostro o Mounstro". En: Diccionariodedudas.com. Disponible en: https://www.diccionariodedudas.com/monstruo-monstro-mostro-o-mounstro/ Consultado:
Fabián Coelho
Profesional de las letras, licenciado por la Universidad de Los Andes (2011). Apasionado por la literatura, la historia y la filosofía, y entusiasta confeso de los diccionarios, la gramática y los manuales de estilo. Ha trabajado creando, escribiendo y corrigiendo en ediciones, publicidad, periodismo y contenidos digitales desde 2008.