¿Cómo hacer una introducción?

Eliza Arias
Eliza Arias
Lingüista

La introducción es la primera parte de los textos, donde se empieza a exponer el asunto del que se va a tratar.

La introducción es parte de la estructura de cualquier escrito, ya se trate de trabajos de investigación, monografías, proyectos, informes o ensayos.

El propósito o función de la introducción es interesar al lector en el texto y dar una idea general sobre su contenido.

¿Qué lleva una introducción?

Debido a que es el primer contacto con el lector, la introducción debe dar una idea rápida y sencilla del asunto que se desarrolla en el texto.

De forma general, una introducción debe contener:

  • La mención explícita del tema que se va a tratar
  • La importancia o relevancia del tema
  • El contexto o ubicación del tema en un espacio, época, clase de cosas, etc.
  • Una breve descripción de la organización del texto.

Estructura de una introducción

Una introducción puede estar compuesta por un solo párrafo o por varios, en proporción al tamaño del texto completo.

Cualquiera sea su extensión, una introducción consta de tres partes:

  • Apertura, que abre o anuncia el tema;
  • Desarrollo, que amplía información; y
  • Cierre, que resume la organización del texto.

Pasos para hacer una introducción

Tomando en cuenta sus partes, una forma sencilla de elaborar la introducción es seguir tres pasos, cada uno de los cuales tiene un propósito:

Paso 1: anuncia el tema e interesa al lector

El primer paso tiene el propósito de captar el interés del lector y anunciar el tema.

La introducción puede iniciarse mencionando directamente el asunto del que se va a hablar. También puede valerse, para generar curiosidad, de un breve relato, una referencia histórica, alguna cita, una afirmación o una pregunta.

Es necesario ajustar el tamaño de la introducción al texto del que forma parte. Aunque no hay una norma al respecto, suele recomendarse no ocupar más de 10 o 15% del texto completo.

Por ejemplo:

"¿Qué hacer y qué no hacer para que los niños lean? ¿Cómo crear buenos lectores? ¿Cómo contagiar la pasión por la lectura?

Entre otros beneficios, la lectura es una actividad que estimula la imaginación y la curiosidad, enriquece el vocabulario y aporta conocimientos diversos. Por ello es importante promoverla tanto en el hogar como en los primeros años de escuela mediante actividades atractivas y entretenidas."

Paso 2: desarrolla la información más relevante

El propósito del segundo paso para redactar la introducción es ampliar o desarrollar con información relevante la descripción del tema que se ha anunciado en el paso 1.

La expansión o desarrollo de la introducción consiste en ideas para contextualizar, delimitar y justificar o exponer la importancia del asunto que se trata en el texto.

Por ejemplo:

"Entre otros beneficios, la lectura es una actividad que estimula la imaginación y la curiosidad, enriquece el vocabulario y aporta conocimientos diversos. Por ello es importante promoverla tanto en el hogar como en los primeros años de escuela mediante actividades atractivas y entretenidas."

Paso 3: describe la organización del texto

El tercer paso tiene como propósito concluir la introducción y hacer la transición al cuerpo o desarrollo del texto.

Para cerrar la introducción, se describe la organización del material que el lector va a leer, es decir, cuáles son los capítulos, secciones o apartados del texto.

También puede incluirse alguna otra información o comentario relacionado con el tema.

Por ejemplo:

"Este artículo sugiere varias estrategias que maestros y padres pueden poner en práctica para incentivar en los niños el gusto por los libros, estimular la comprensión lectora y fomentar hábitos de lectura.

En la primera parte, se analizan prácticas de lectura escolar y, en la segunda parte, se enumeran y comentan diversas actividades lectoras."

Recomendaciones para lograr una buena introducción

Las siguientes recomendaciones pueden ser útiles para lograr redactar una buena introducción:

  • Escribir la introducción una vez terminado el trabajo para tener la visión de conjunto.

  • Hacer un esquema previo para precisar lo que se dirá en la introducción.

  • Tomar en cuenta el tipo de información que requiere la introducción, según se trate de un trabajo de investigación, un informe, un ensayo u otro tipo de texto.

  • Aportar solo la información más relevante para ubicar e interesar al lector.

  • Evitar incluir información irrelevante o que se repita en otra parte del texto.

  • Cuidar el orden y la cohesión de las ideas.

Cómo citar: Arias, Eliza (s.f.). "¿Cómo hacer una introducción?". En: Diccionariodedudas.com. Disponible en: https://www.diccionariodedudas.com/como-hacer-una-introduccion/ Consultado:
Eliza Arias
Licenciada en Letras (2007) y magister scientiae en Lingüística (2013) por la Universidad de Los Andes (Venezuela).